Temporal: Ya son 19 los municipios afectados y más de 5.200 evacuados por inundaciones

El jefe de gabinete, Jorge Capitanich, afirmó que en la provincia de Buenos Aires el temporal dejó 5.203 personas afectadas en 19 partidos y que se produjeron récords históricos de lluvias asociados con vientos del sudeste que impidieron drenar las cuencas interiores.

El funcionario detalló que los partidos afectados son Luján, Marcos Paz, La Matanza, Bragado, Arrecifes, Pilar, Mercedes, San Miguel, Esteban Echeverría, Ensenada, Carmen de Areco, San Martín, Lomas de Zamora, Moreno, San Fernando, Tigre, Quilmes, Salto y Baradero.

Capitanich explicó que existen "otros cuatro partidos afectados de los cuales no se tienen datos de cantidad de personas damnificadas como son Berisso, Malvinas Argentinas -en las localidades de Villa de Mayo, Pablo Nogués y Tortuguitas-, Campana y Exaltación de la Cruz, donde están afectados los barrios San José del Tala y La Boca".

Indicó además que se generaron en los últimos días "varios récords de agua caída en 24 horas" y mencionó que el 28 de octubre pasado en la ciudad de Buenos Aires "cayeron 132 milímetros" y el récord era de 1944, cuando se registraron 108,7 milímetros.

Capitanich destacó que en dos días "se superaron en un 110 por ciento el normal mensual para octubre que es de 110,9 milímetros".

"Esta situación generó un impacto muy alto en las cuencas de los ríos Matanza-Riachuelo, Areco, Reconquista y Luján" y destacó que el jueves pasado a la altura del puente Las Tropas "el río Luján medía 5,32 metros."

El funcionario añadió que "tres factores se combinaron" e "impactaron en la población".

"El primero de ellos fue la imposibildad de desaguar de los ríos interiores hacia el Río de la Plata, la segunda fue la saturación de los suelos, tanto de superficie como subterránea, y el tercero la incorporación de un volumen de agua a drenar por precipitaciones igual o superior al que ya tenían los ríos", destacó Capitanich.

Precisó que a esto "se le sumaron los vientos intensos del sector oeste-sudeste" que afectaron todas las cuencas.

Capitanich informó que se desbordó la cuenca baja, media y alta del río Areco, mientras que la cuenca inferior de los ríos Matanza-Riachuelo "está afectada en forma severa por la sudestada, lo que impactó en los partidos de Avellaneda y Lanús, y la cuenca superior está afectada por la precipitación hídrica".

"En Quilmes, desbordaron los arroyos Las Piedras y San Francisco, mientras que en el área del Delta están afectadas las zonas bajas en la parte insular, mientras que en la continental se superó el nivel de alerta pero no el de evacuación", añadió.

Consultado acerca de si habrá una línea de créditos impulsada por el Gobierno para aquellos damnificados, el jefe de Gabinete respondió que "se hace un análisis de cada caso en particular" por el Comité de Emergencia y según la situación "se hacen convenios específicos con la provincia, municipio y personas damnificadas".

El funcionario explicó también que el ENRE informó que Edesur "posee 23.000 conexiones sin suministro en Capital Federal, y 20.500 en provincia de Buenos Aires. En tanto Edenor tiene un total de 3.500 conexiones sin suministro en la Ciudad de Buenos Aires y 62.000 en la provincia de Buenos Aires".

"Estamos actuando de común acuerdo en todas las áreas para asistir a los damnificados, generar los resguardos correspondientes con refuerzos de las fuerzas de seguridad nacionales en las zonas de mayor impacto y efecto relativo", sostuvo el funcionario.